Insólito saludo de bienvenida a los clientes que llaman al call center


Conocemos la importancia del saludo en la comunicación telefónica, el “alojo” que recibe el cliente en el “living telefónico” de la empresa. Pero en Corea del Sur han exagerado un poco la calidez con la que se recibe el cliente: “Querido cliente, lo quiero”, deben decir los agentes (en su mayoría mujeres) cuando un ciudadano se comunica a la línea.

La frase innecesariamente romántica apareció a mediados de 2006, pero concluyó dos años después de las acusaciones que obligar a los trabajadores de call center a dirigirse a los clientes “con amor” constituía “trabajo emocional”. Además, prestaba a confusiones y muchos clientes respondían: “Lo siento, tengo una novia”, o “Podemos salir si me quieres tanto”.

Leer más

Anuncios